Translate

sábado, 1 de diciembre de 2018

Saga Noventa Días - M.C. Andrews (Vero)

¡Hola! Vuelvo en diciembre como prometí y lo hago con la reseña de una saga erótica que leí en diciembre de 2017 y enero de 2018. Nunca he hecho una reseña conjunta, pero es que una reseña individual sería perder el tiempo de todos, ni yo misma entiendo porqué no abandoné la saga.


Autora: M.C. Andrews.
Editorial: Zafiro/Esencia
Temática: Erótica, BDSM, romance.
Saga: Noventa días.

Esta compuesta por:
1. Noventa días.
1.5 La cinta.
2. Todos los días.
2.5 Sin fin.
3. Un día más.


Amelia está cansada de su aburrida vida y después de que su boda se cancele, decide mudarse a Londres y empezar de 0. Gracias a una amiga de su madre empieza a trabajar en un reputado despacho de abogados, donde conocerá a Daniel, su frio y sexy jefe.

Ambos no podrán evitar su atracción y acabaran cediendo a la pasión. El problema es que a Daniel no le gusta el sexo convencional y a Amelia le asustará este nuevo mundo.


Nota general: 3/10

Estos son libros típicos en el género erótico que tanto vende hoy en día, que son de todo menos un buen ejemplo. No os la recomiendo, este es un género muy trillado y estoy segura de que hay millones de libros mejores que estos y que no sean TÓXICOS.

1. Noventa Días.


Amelia al principio me gustaba mucho, era una chica con mucha fuerza y vitalidad que necesitaba seguir con su vida y pasar página, no se detenía ante nadie. Pero en el transcurso de la novela, esta personalidad va desapareciendo para convertirse en el típico cliché de los libros éroticos: La chica sumisa, quien no dirá ni mú con tal de contentar a su jefe machirulo.


Daniel, en cambio, no me gustó nada, es una persona hipócrita y machista. Es el típico tío tóxico que intento evitar. Daniel mareará bastante a Amelia, cambiando continuamente de opinión. Os voy a poner un ejemplo: al principio le dice que no quiere tener nada serio con ella y que es libre de hacer lo que quiera, y en el capítulo siguiente le dice que si se encuentra con un hombre la castigará. Como no se fia de ella, de lo jodidamente tóxico que él es, la obligará a desplazarse en su coche para controlarla, continuamente sabrá donde y con quien está Amelia. A mí me daba muy mal rollito. Daniel es de los personajes más tóxicos que me he encontrado en la literatura.


Respecto al tema erótico Daniel lo único que necesita es que Amelia le diga que es suya, y después de correrse, no la quiere ni ver. Dejadme recordaros que NO SOMOS DE NADIE, NO DEJÉIS QUE NADIE CONTROLE VUESTRA VIDA Y JUEGUE CON VUESTROS SENTIMIENTOS A SU ANTOJO. Debido a la personalidad de Daniel y a como se comportaba con Amelia los momentos eróticos no me hacían sentir morbo, todo lo contrario, sentía repulsión.

Daniel trata continuamente a Amelia como si fuese una chica más, una que no le importa. Cada noche, después de acostarse con ella, sin hablarle se iba a su cuarto a acostarse, dejándola sola y confusa tras un acto tan intimo, como si fuera basura. En esos momentos yo no entendía como ella insistía en seguir con él. Yo le hubiese dado puerta hace mucho.

Lo peor fue cuando ella intentaba justificar estos actos, ya sea porque ella misma se autoconvencía de que es su culpa que él actué así, o que ella no entendía como es, o que Daniel lo ha pasado muy mal en la vidaPOR FAVOR, DEJAD DE JUSTIFICAR COMPORTAMIENTOS MACHISTAS.

2. Todos los días.

Tengo que admitir que este libro es mejor que el primero, aunque no es ninguna maravilla.


Daniel sigue sin gustarme, su prepotencia y que se crea superior sigue sin hacerme gracia, nunca entenderé que ve Amelia en él. La autora, para justificar sus comportamientos (nada es justificable para mí), le crea un pasado muy tormentoso y enrevesado. A pesar de todo, me ha gustado verle en su lado más vulnerable, ya no parece tan de piedra.


En esta novela Amelia cambia, no es la niña buena que conocimos y ese cambio tan brusco no me ha convencido, ya no parece la misma persona. Tampoco me ha gustado que sea tan entrometida con el pasado de Daniel. Él no se sentía preparado para contarle todo y ella insistía en saberlo, buscando a terceras personas para enterarse de que había ocurrido. No entiendo porque no le da un poco de espacio y que después poco a poco, Daniel se vaya abriendo. Tampoco me gustó que Amedia se sienta cupable por absolutamente todo lo que les ocurre.

Su relación sigue sin gustarme, es muy tóxica y no creo que se complementen bien. Exageran por todo, no se entienden, no se comunican entre ellos y continuamente están discutiendo.


La parte erótica también sigue sin gustarme, es todo lo contrario a lo que a mí me gusta y me repele.

Quizás lo que menos me ha gustado es que la autora, para que Amelia se sienta un poco más “normal” en su relación, ha hecho que su mejor amiga empiece una relación fuera de lo común, el chico que le gusta solo quiere tener relaciones de 3 tanto sexuales como románticas (o por lo menos para mí es algo fuera de lo común, no he leído ningún libro más de este tipo, salvo quizás Pídeme lo que quieras de Megan Maxwell). De estos personajes también hay libros.

Para que Amelia tenga la conciencia tranquilidad y no sienta que lo que está haciendo con Daniel está mal, han introducido a unos agentes que son gays y que tienen el mismo tipo de relación que ellos. Esto simplemente es una excusa para que Amelia no se sienta tan bicho raro. A pesar de todo, estos agentes me gustan mucho y creo que tienen una relación muy sana, ellos daban para un libro bueno.

3. Un día más.

Lo primero que sentí al acabar esta novela fue alegría, ¡por fin había terminado estos libros! Eso es una malísima señal, ¿no?


Este es sin duda, el peor libro de los tres. La historia daba para más. Deberían haber explotado más el tema del padre de Daniel, en vez de centrarse simplemente en el sexo. Parece que la autora no tenía nada más que contar ya que después de 3 libros llenos de sexo acaba aburriendo y yo necesitaba algo más.

Y vale, el rol cambia (algo innovador), ahora la dominante es Amelia y de vez en cuando sale el lado “oscuro” de Daniel, pero es que parece que la autora no sepa que más contar que no sea sobre sexo y yo acabé aburridísima con esta novela, incluso me planteé pasar todas las escenas de sexo (cosa que no hice, me hubiese acabado la novela en dos minutos).


Amelia ha cambiado demasiado desde el primer libro, y aunque eso en parte es bueno, no me acaba de convencer. Al principio me parecía graciosa pero con el tiempo me di cuenta de que no tenia personalidad y que lo único que hacía es llorar y querer de forma desesperada (y tóxica) a Daniel.


Daniel tampoco me gusta, como ya sabéis, es una persona demasiado hermética, posesiva y celosa. Yo creo que si estuviese con él, no podría ser feliz en toda mi vida.

No creo que Amelia y Daniel puedan ser felices nunca, no se entienden ni se comunican, en el único momento que se entienden es en el sexo, y lo siento, pero el sexo no lo es todo en una relación, aunque la autora se empeñe en ponerlo como que si.

Amelia se pasa el tiempo llorando porque Daniel la aleja continuamente de su lado y dudo que eso vaya a cambiar nunca (ya que después de 3 libros sigue sin hacerlo y supuestamente llevan casi 2 años juntos).

Tampoco me ha gustado que esta novela tenga la novedad de estar narrada a dos voces porque cuando narraba Daniel me aburria como una ostra. Aunque debería decir, ¿cuándo no me aburría con esta novela?

Esta saga no me ha gustado, no destacaría nada de ella la verdad. Y no pretendo seguir leyendo a la autora.

Por cierto, estos libros contienen historias cortas que yo no leí y que son totalmente innecesarias.
Vero.

1 comentario:

  1. Es hermoso volverte a leer ♡
    Yo no conocia a el autora y tampoco estos libros. Verdad es que no leo mucho sagas eroticas , me concentre sobretodoen novelas lgbt . En realidad, estas saga eroticas son casi siempre iguales. El prota, debido a su oscuro pasado ,tiene problema que se vean sobretodo en ambito sexual y que gracias a la prota de turno va a superar. Cuando lei la sinopsis pense que era muy (tal vez demasiado) simikare a 50 sombras. Hay algunas diferencias pero tambien el nombrede la prota empienza por "A". Coincidencia?
    Siendo una saga erotica no me sorprende que hay mucho sexo pero claro,en el ultima novela podria meter un poco de trama. Si no habia mucho de contar podria terminar con el 2.
    La prota...cambio muchisimo en el 2libro? No es exagerado? Quiero decir, que es a hizo cambiar? Su relacion con Daniel?
    Encuentro hermoso que la escritora mitio una pareja gay *.*
    Lo siento muchisimo que leyendo esta saga te aburriste pero al menos ahora que la terminaste puedes concentrarte en libros que merecen mas

    ResponderEliminar

¡No te olvides dejar un comentario! Nos encanta poder compartir y debatir con nuestros seguidores, pero por favor, ten en cuenta:
- Se respetuoso con la gente que no opina como tú, no todos podemos tener las mismas opiniones. ¡Nosotras siempre respetaremos la tuya!
- Si vas a poner algún spoiler, avisalo.

¡Gracias por tu visita!