Translate

sábado, 20 de abril de 2019

Reseñando Hospital ship (Vero)

Hola. Sigo avanzando con mis reseñas del 2018, así que por supuesto esta serie también la vi en verano de 2018, y también fué una puñetera decepción andante. Se le ofreció el papel principal a Choi Jin Hyuk, pero lo rechazó. En su lugar se escogió a Kang Min Hyuk.



País: Corea del Sur
Año: 2017
Cadena: KBS2
Capítulos: 40. Horas totales: 20.
Género: drama, medicina, marítimo, política, amor.


Song Eun Jae (Ha Ji Won) es una cirujana muy talentosa, pero también tiene muchos problemas en su vida. Kim Jae Gul (Lee Seo Won) es una persona cálida y solidaria. Él cree que cura no sólo con medicina sino también con una sonrisa. Kwak Hyun tiene una apariencia Hallyu y un linaje extenso en la medicina. Su padre es un médico respetado. Su meta al abordar el barco era escapar de la sombra de su padre.

Ahora estos tres médicos tienen que dejar a un lado sus personalidades completamente opuestas con el fin de tratar a sus pacientes en el barco-hospital, un centro médico ambulante para médicos dedicado a llegar hasta sus pacientes. Como pronto aprenderán, trabajar por otros seres humanos tiene su propia forma de juntar a las personas.



Los capítulos se dedicarán a los casos e historias personales de estos pacientes de las islas que sufren una atención médica mediocre y de estos médicos huyendo de sus pasados.


2/10




Este dorama quería verlo por su chiquillo protagonista pero ha sido para descubrir que es un actor que no vale para nada, igual que esta serie. En principio no me aburría porque me encantan los doramas médicos pero con este la cosa es exagerada porque se centra tanto en ellos que en realidad prescinde de la vida personal de sus protagonistas, y el modo de abordar los casos médicos era tan fantasioso que toda la serie resultaba absurda, sin contar con la fantasía de que ni una sola persona se muriera, lo cual no es lógico y también juega en contra.

Todo en este drama es tan exagerado que no retiene ni un 1% de credibilidad. Por no hablar de lo sosisimo que es este dorama, de que tiene la profundidad de una piedra, y de lo mal que interpretan los actores. Este drama es una acumulación de decisiones erróneas.


Lo único importante es que reclaman Sanidad pública y gratuita en el país. Me sigue sorprendiendo y dando pena que en muchos países la sanidad pública sea un privilegio, que la vida no tenga el derecho a ser salvada si no tienes dinero. En esta serie se ve como muchos pacientes no pueden permitirse pagar, y como muchos médicos se niegan tajantemente a salvar vidas si no se llevan su beneficio económico (lo mismo el país). Me pareció de corazón podrido ver que un niño está agonizando y dejarlo cual gusano en el suelo. Así que este drama promueve la sanidad pública y gratuita.


Kwak Hyun es el especialista en medicina interna, y en la serie ponen que una niña que iba a morir no falleció porque durmió en los brazos de él, absurdo ¿no?


Es atento con los pacientes pero es el personaje más aburrido y soso del barco y el actor tiene nula expresividad.



Kim Jae Gul es un médico de medicina tradicional, como ayuda en un barco me resulta ridículo porque no es una especialidad con base científica y porque se pasa toda la serie tocándose las narices y sin conocimientos médicos básicos. Lo intentan pintar de dulce y con problemas pero no cuela.



La doctora de la que se enamoran ambos es la cirujana Eun Jae, que lo opera todo, no cuela porque sino sería excesivo. Como todo lo profesional lo hace bien se permite ser una persona engreida y asquerosa, y todos son tratados por ella como personas inferiores. Entre la combinación de la actriz y el personaje, Eun Jae es fría.


Eun Jae como es típico ha tenido problemas personales y se niega a enamorarse, a lo que durante la serie le darán varias vueltas para perder el tiempo pues la siguen esos dos sosos con aspecto de idols. Esto como también es típico hará que quieran hacernos creer que ella va cambiando, volviéndose más aguantable. Sólo me gustó la relación de ella con su padre, enfermo de demencia senil.




El romance casi brilla por su ausencia y mejor si se hubiese ausentado del todo, ya que es un romance soso y aséptico. Como tienen pocas escenas juntos es un romance precipitado y con dos piquitos virginales (ridículo también en unos treintañeros).


ELENCO:


Ha Ji Won (Eun Jae).


De ella ya abandoné Secret garden y Damo. No trago a esta actriz. Su actuación siempre es forzada y artificial, completamente sobreactuada y robótica. Ni yo ni Mayu somos compatibles con ella.


Kang Min Hyuk (Kwak Hyun) -The heirs, School 2017, Heartstring (abandonada)-

Tantas ganas de verle en un papel principal después de gustarme como secundario siempre y resulta que esto se le quedó demasiado grande. Realmente lo elimino de mi lista.


Lee Seo Won (Kim Jae Gul) -Uncontrollably fond-

Otra vez me pareció malo como actor y creo que su carrera ha terminado porque él mismo confesó haber acosado sexualmente borracho a una compañera de trabajo.

Wang Ji Won (Choi Young Eun, Ex-novia de Kwak Hyun) - Fated to love you-



Típico personaje pesado.

Kim Kwan Gyu (Choo Won Gong, director del barco) -Pinocchio, I hear your voice, A gentleman’s dignity, Arang and the magistrate, You’re my beautiful):

Este actor me gusta mucho pero en esta serie tiene un personaje de mierda llevándose uno de los premios a peor padre del mundo, pero todos los padres de esta serie son así.


Vero.

martes, 16 de abril de 2019

Hope - Wendy Davies (Mayu)



Este libro ha sido una experiencia que no me esperaba. Vero y yo decidimos intercambiar historias y ella me regaló esta, para que nunca dejemos que los prejuicios o recuerdos nos quiten las ganas de dar oportunidades. Yo sé que no he sentido este libro como ella lo ha sentido en su corazón pero quiero decir que he vivido toda la historia y que me ha parecido triste, dulce, y nostálgica, que me he visto en ella deseando poder representar también yo la esperanza.

Casi todos los personajes me han gustado pero en mi caso nadie en el mundo le puede hacer sombra a Wade y me habría encantado seguir recorriendo el mundo con su voz, su amor infinito, y esa invisibilidad suya que para mí han sido lo más real del mundo. Para otros será Hope, será la mimo, el chico azul, el mago, un regalo -que lo son- pero el secreto de la felicidad es Wave, mi marioneta, nunca creí que llevaría una en mi corazón, yo te seguiré escuchando porque no creo que crecer tenga que significar dejar atrás la magia de esta criatura.

Creo que ambas autoras han crecido sobremanera para tocar, acariciar, y marcharse. Gracias, Vero.


Escritoras: Wendy Davies: Merche y Fátima.
Editorial: Suma (2018).
Género: Juvenil, fantasía, romance, crítica social.

Imagina un caserón de piedra parda en una calle cualquiera de una ciudad sin nombre. Acércate más. ¿Ves el nombre tallado en piedra? El teatro Serendipity te da la bienvenida. Si has llegado tan lejos imaginando, no te costará entrar.

Nada más hacerlo verás a Joseph tras el mostrador. Fíjate en la vieja estantería que hay justo detrás de él. Hay algo que llama tu atención. Entre una corona envejecida que ya ha perdido todo su brillo y una figura horripilante de una bailarina, me ves a mí.

Y, justo en este momento, Hope, una niña incapaz de escuchar las palabras, acaba de entrar. Puedes seguir imaginando o dejar que te cuente qué ocurrió.

Wendy Davies regresa al panorama de la literatura inspiracional con una novela que narra la historia de una niña diferente, un trasunto de Momo, una Matilda adolescente que tiene como cómplices a una marioneta, al dueño de un pequeño teatro y a sus palabras como escudos frente a una pérdida irreparable, pero también como peldaños de una escalera de esperanza hacia el futuro.

Etiquetas:    amigos-de-infancia, artistas, bailando, contemporánea, diversidad-funcional, drama, el-amor-no-tiene-género, escrita-en-saranghaeunnie, espiritualidad, fantasía, lgbt, love-2º, magos, mi-marioneta, narrativa, ra-spanish-writer, reinventando-clásicos, romántica-juvenil, vero-y-mayu-se-regalan-historias, viviendo-juntos

Leído el 4 de Marzo de 2019.

👧👧👧/👧👧👧👧👧

Esta idea nació de nuestro vínculo en común, en el que nunca paramos de inventar cosas que podemos regalarnos ♡. Es así como nació esta nueva sección de regalarnos historias: Vero elige un libro para mi y yo uno diferente para ella, y ambas no podemos decir que no a darle una oportunidad. Yo le regalé la historia de Erik y ella me regaló la historia de Wade para empezar.


Como Hope se convirtió en uno de sus libros favoritos el 2019 (reseña de Vero), con esta sección Vero aprovechó para que yo me reencontrara con Wendy Davies tras mi desilusión años atrás con Recuerda que me quieres (reseña). Y aunque este no ha sido un libro que haya dejado un enorme rastro en mi vida, “Hope” lo recuerdo como un dulce fantasma al que tengo cariño. Y lo mejor es que creo que merece ser leído hasta que sintáis que lo escucháis 😉. En un mes yo he olvidado muchísimas cosas de este libro: escenas, momentos, cosas que definían a los personajes, pero no he olvidado lo que sentí por Wade, como me acariciaban sus palabras y su amor por Hope, como habría querido que él estuviera conmigo a la vez que era feliz de verlo junto a Hope, la niña desesperada que por años le regaló el mundo a una marioneta, pero es que esa marioneta tiene el dulzor de la magia♡.


Durante la novela vemos crecer a Hope, la conocemos de niña, cuando ha perdido un hermano y se ha aislado de sus padres, cuando ya no puede escuchar el mundo, cuando más necesita un amor incondicional que sólo Wade, una marioneta con vida, quiere entregarle. Para mí es imposible imaginarme a la dulce y triste Hope sin Wade, a donde va la niña va su marioneta, donde todo es silencio para ella, Wade es luz y magia. Las palabras de Wade no pueden tocar los oídos de Hope, pero si su corazón y por eso la niña nunca, durante años, lo suelta de su regazo.


Incluso cuando crece, cuando ya es una adolescente que se abre camino por las calles, que encuentra el don de contar historias, que descubre cómo es enamorarse del chico azul, fascinar a la momo y al mago, eclipsar a una estrella de circo, Hope nunca se olvida de integrar en su vida a Wade, por lo menos no hasta que esté lista para crecer y olvidar. Es triste pensar que al crecer olvidamos la magia, pero aunque Hope olvide que Wade es mágico, Wade nunca dejará de intentar iluminar su camino porque él es su guardián: el de los secretos y los sueños.


Los personajes me hicieron sentir simpatía por ellos, pero ninguno más que Wade me hicieron sentir amor. Esto es una queja y un reclamo, quiero decir… yo necesitaba sentir algo más que una efímera simpatía por Hope y los que forman parte de su mundo pero nunca lo viví. Todos me parecen importantes, Hope y el chico azul compartiendo sus mundos y enamorándose con la mayor ternura del mundo...


...la momo dejando un día a la semana para creer en sus sueños y ser magia para Hope, el mago que escapaba de su jaula, incluso la artista que me daba miedo, pero ninguno fué mío, ni siquiera Hope, solo Wade.


Para Vero, Wade representa al lector, que acompaña a cada protagonista en su aventura hasta que al cerrar el libro somos olvidados por los personajes literarios y me parece increíblemente preciosa la idea de que vamos en el regazo de cada personaje que conocemos pero para mi Wade representa el amor, la magia que olvidamos al crecer, la niña a la que por madurar nos olvidamos de darle aliento, y creo que es importante crecer, pero no acosta de perder eso.


A Wade me lo imagino como la marioneta más bonita del mundo, esa que puede tocar corazones y que nunca olvidará cómo se sentía vivir entre tus brazos. Realmente yo como Hope, también deseo retener a Wade en mi regazo, es normal resistirse a perderlo. Wade es una criatura de magia y no porque sea una fantasía sino porque desde sus cuerdas a su cuerpo de madera, todo él tiene vida y ama con locura a Hope. Él nunca la podrá olvidar a ella, y yo quiero un Wade en mi vida.

Las escritoras, tanto Merche como Fátima, que en conjunto componen Wendy Davies han unido sus destinos en esta novela donde han crecido emocionalmente, y donde cada palabra ha sido una preciosidad.


Mayu.

viernes, 12 de abril de 2019

Reseñando Oh la la couple (Vero)

¡Hola! Hoy os voy a hablar del primer drama que vi en 2018, y que para nada esperaba que me gustase y que al final fue mi primer enamoramiento doramático del 2018. ¡Es uno de mis doramas favoritos!


Título: Oh la la couple
Género: Melodrama, comedia, fantasía, crítica social
País: Corea del Sur.
Episodios: 18.
Año: 2012.
Cadena: KBS2.

Lo más sorprendente (y triste) es que no es un drama popular, y es hora de cambiar eso un poquito porque yo os lo recomiendo a todos, seguro que os echais unas risas y os emocionáis como yo 😁.

El drama nos cuenta los problemas que sufre una pareja que lleva muchos años casados, pero su matrimonio es terrible. Ella es la criada de todos, suegra y nuera incluida, y el marido la trata como si no fuera una persona (aunque ella aún así le quiere).



La gota que colma el vaso es que Go Nam Soon le es infiel a su mujer con una jovencita del trabajo y Na Yeo Ok estalla y decidida a no perdonar a su marido le pide el divorcio, y así empezar una nueva vida, o eso es lo que ella quería pero el destino es travieso, y nada más firmar los papeles, sus cuerpos y sus almas se intercambian, y por más que se quedan en shock o que indagan como recuperar sus cuerpos no hay soluciones.

Na Yeo Ok tendrá que aprender a ser un prestigioso hotelero y Go Nam Soon a ocuparse de su familia, sin olvidar lidiar con el ex novio de Na Yeo Ok, y la amante de Go Nam Soon.


8'5/10

Oh la la couple es un dorama nada convencional, con verdades como puños, y divertidísimo. Hacia tiempo que no me reía tanto viendo una serie y es que las mil y una escenas que tienen los protagonistas son hilarantes. El humor es el plato fuerte de este dorama, tanto que es desde esta perspectiva como se lidia con el drama, con lo que era intenso pero no agotador, pero sobre todo… era algo especial y divertido compartir estas horas con ellos.

Este dorama es como el lado oscuro que no nos quieren contar en los otros doramas, la ficción llena de realidad que aquí se hace eco, y que a mi me encantó descubrir.


Na Yeo Ok es mi personaje favorito de la serie, la de risas que me eché con ella y lo mucho que me conmovía, incluso al principio cuando solo era la esposa semi perfecta, esa que no sabe hacer otra cosa que fregar, limpiar y cuidar de su hijo porque no se atreve a aspirar a más (o a creer que merece más que ser el estereotipo de mujer sufrida surcoreana). El mundo de Na Yeo Ok es bastante cerrado y no sabe hacer nada más que no sea ocuparse de su casa. ¡Para ella pedir el divorcio es toda una proeza! Sin trabajo, dejando a su hijo con su padre e yéndose a vivir sola… Al principio le costará seguir adelante con su vida, pero poco a poco irá sacando fuerzas gracias a su hijo que es el sol de su vida.

Go Nam Soon. Que protagonista más insoportable, yo lo odiaba: machista, infiel, engreído, le hablaba super mal a la protagonista, al punto del uso del maltrato verbal/psicológico. Lo tenía todo para ser un personaje odiado. Yo lo quería matar y quería que mi protagonista fuese feliz con alguien que apreciase lo buena esposa que era. Este pensamiento me fue rondando durante la mayor parte del dorama, me resultaba inconcebible perdonar a Go Nam Soon. Pero como la trama está contada siempre desde el punto del humor, todo esto se vuelve mas liviano.


Jang Hyun Woo es el toallero, el ex novio de Yeo Ok, y está enamoradito de ella desde que eran niños. La verdad es que me sorprendí mucho con su historia, y con el porqué la abandona en la universidad, me dió pena. Pero su momento con Yeo Ok pasó y aunque él intenta una y otra vez que Yeo Ok se vuelva a enamorar de él, no lo consigue.


Al principio me parecía mono y me gustaba, era el único que trababa bien a mi pobre Yeo Ok, pero llega un momento en que entorpece la trama con sus constantes idas y venidas para que Yeo Ok simplemente le mire así que me cansé de él.


Victoria Kim es la amante de Nam Soon y la odié con toda mi alma y con todo mi corazón y no porque tenga una aventura con Nam Soon (y el corazón de él temporalmente). Ella está enamoradísima hasta las trancas por él y puede que hubiera habido futuro entre ambos antes del intercambio de cuerpos, la infidelidad es cosas de dos, y para mí el mayor culpable es Nam Soon).



Su personaje se me atravesó por su propia personalidad. Es tan rematadamente pesada, continuamente apareciendo y buscando atención como si tuviese 15 años. Es uno de los personajes que más he odiado en todos los dramas que he visto. Por no hablar de lo mal que le hablaba a Yeo Ok porque llegado cierto punto Nam Soon ya no se fijaba en ella. De verdad que me pareció inaguantable.



El cambio de sexos es un pilar importante en la trama, ya que a pesar de que dura menos de lo que yo esperaba, es el cambio que los dos necesitaban para darse cuenta de lo que tenían y de lo que habían perdido.

Las escenas donde Go Nam Soon -en el cuerpo de su mujer- tenía que  estar frente a su propia familia eran muy duras porque la familia la trata horrible y él nunca quiso verlo porque era el primero en ser como ellos. Y así, al fin ve como su familia desprecia a su mujer y como debe sentirse al tener que callar y tragar con ello. ¿Veis el mensaje implícito en ello? ¿La crítica a una sociedad que establece unas relaciones “familiares" de pesadilla?



Yeo Ok también, al estar ahora en el cuerpo de él, vé lo difícil que es el trabajo de su marido y todas las horas y el esfuerzo que tiene que hacer, aunque su mayor problema es que Yeo Ok debe lidiar con la amante a la que ama su marido como si fuera él (pero super arisco), y esto la hace sufrir mucho.

Este cambio hará que el pensamiento de ambos cambie. Go Nam Soon verá la gran persona que está dejando escapar e intentará, aunque tarde -y tras muchos capítulos-, remediarlo. Empezará por cambiar su carácter, verá lo ogro que ha sido y como no solo alejaba a su esposa si no también a su hijo, y así, tan crecidito, por fin ¡le vi madurar! y convertirse en una buena persona. Y mi palabra de que no lo iba a perdonar se vino abajo y me ablandé con él. Y sí, sé que no se lo merece, que es un cabrón arrogante pero me ablandó el corazón.



Yeo Ok también cambiará. Empezará a ser una mujer fuerte y autónoma, a no depender de nadie y a volver a quererse a sí misma, todo ello es super importante y fue precioso ver ese crecimiento reflejado en pantalla. Yeo Ok es el personaje estrella de esta serie. Estoy encantada con ella y con su fuerza, admiro como es capaz de vencer los obstáculos y aprender a ser feliz. Me encantó que ella se hiciera un  lugar y mirase solo por ella. La vi crecer y madurar, así que, ¿como no tenerla un gran cariño?

En cuanto a ellos dos juntos, la verdad es que durante muchos capítulos, más aún al principio, yo los quería separados, pero cuando todo va cambiando repito que me ablandé. Al final Go Nam Soon me daba pena porque al abrir los ojos se arrastra una y otra y otra vez por Yeo Ok (aunque merecidamente) y la negativa de Yeo Ok es continua (no lo critico, lo aplaudo).



Ambos tienen escenas divertidas de cama, conviviendo en pareja y volviendo a conocerse. Tienen una gran química juntos y hacen buena pareja. Esta segunda oportunidad les da la opción de aprender de sus errores e intentar hacerse felices el uno al otro. Puede que tampoco vuelva a irles bien, pero se quieren y desean volver a enamorarse. Así que yo los apoyo con todo mi corazón y espero que esta vez Nam Soon no vuelva a estropearlo.

El final es previsible pero es el adecuado. Desde un primer momento sabia que ambos iban a volver a estar juntos como digo. Estoy contenta porque merecen ser felices y tener una buena vida, y es la segunda reencarnación en la que se eligen. Solo espero que si la cosa sale mal, puedan seguir con sus vidas y encuentren la manera de estar satisfechos con el mundo.

Como siempre, destacaré a los secundarios que sobresalieron para mí porque había demasiados.


El hijo es una monada. Para mi gusto sale demasiado poco, y yo me preguntaba donde lo metían. Pero en general es una dulzura de niño y me enamoraba todo lo que quería a su madre.

La familia de Nam Soon es insoportable. Su madre y su hermana son totalmente tóxicas y son las reinas de la casa, tratando a Yeo Ok como una esclava y avergonzándose de ella.


Son totalmente odiosas. Y aunque al final quieren poner a la hermana como que cambia un poco al enamorarse de alguien, no la perdono, a la suegra tampoco. Sobre todo porque Yeo Ok se desvivía por hacerlas felices y por un mejor futuro para todos y ellas solo le devolvían malas palabras y desprecios.

No os perdáis esta serie tan original, estáis de suerte si queréis ver una gran comedia llena de tristes realidades que solo harán más fuertes a sus personajes. De verdad, es risa pura su enfoque y crítica social absoluta.


ELENCO

Shin Hyun Joon (Nam Soon).


Me encantó como cambia de registro tan facilmente, de ser tan femenino a un cabrón desgraciado que no le importa su mujer. Aunque tengo que admitir que siendo mujer, a veces se le veía forzado y entonces era ridículo en esas escenas. En general me ha dejado muy buena impresión y espero verle de nuevo en una diferente faceta.

Kim Jung Eun (Yeo Ok).


Tampoco conocía a esta actriz, pero he salido enamorada de ella. A ella le sienta genial el cambiar de sexo (a la actriz me refiero), su registro es increíble, se la ve menos forzada, aunque en alguna escena patina un poco.  Quiero verla en un nuevo drama y que me vuelva a sorprender tanto como en este.

Byun Hee Bong (casamentero del destino).


De verdad que amo a este hombre, cada papel suyo me deja anadada, es un gran actor, y debido a su edad creo que no se le da el suficiente reconocimiento.
Lo conozco de Pinocchio y Witch Amusement.

Joo An (Hermana de Nam Soon, Go Il Ran).

La verdad es que su personaje no me gustó nada, pero ella como actriz no me desagradó.
Me sorprende que no la reconociese, ya que la vi en Angel Eyes.

Song Young Kyu (Kang Jin Goo, trabaja en el hotel junto a Nam Soon).

No me gustó mucho este actor y ni sabía que lo conocía de You’re Surrounded y Gu Family Book. No es un gran actor para mi.

Vero.